Los viajes al espacio y las profundidades de los océanos serán los destinos de vacaciones en la próxima década y las estancias en hoteles estarán creadas a medida de las necesidades y deseos de cada individuo, según un estudio del comparador Skyscanner sobre el futuro de los viajes en 2024.

Según el informe de Skyscanner, en el 2024 los viajeros podrán descubrir la órbita terrestre baja y disfrutar de una panorámica de la curvatura terrestre desde una altitud ultraelevada. A más de diez años, los viajes a la órbita serán algo más que subir y bajar, y tendrán mayor duración.

Además, un estudio del buscador señala que a un 63% de los españoles les gustaría viajar al espacio, si pudiesen permitírselo.

Una opción más convencional en 2024 serán los viajes al fondo del mar. Actualmente, ya existen destinos que ofrecen habitaciones de hotel bajo el agua, como las suites Neptuno y Poseidón del Hotel Atlantis, en Dubái, unas habitaciones de lujo bajo el mar en hoteles situados en tierra.

Las opciones que se ofrecerán en el futuro serán ‘resorts’ completos bajo el mar, con spas, jardines y piscinas con ventanas de acuario y que ofrecerán a los huéspedes la opción de salir a tierra con el equipo de buceo.

Las “zonas prohibidas”, áreas como Afganistán e Irán, actualmente inaccesibles por los conflictos, se convertirán en nuevos destinos atractivos para los turistas. De hecho, algunos lugares poco conocidos como Bután ya están viendo un aumento del interés, tal y como reflejan las búsquedas en Skyscanner, que se han incrementado hasta un 40% cada año y para 2024 se prevé que sea un destino de moda.

Fuente: http://www.escafandra.org